LAS GAVIOTAS REIDORAS: PROTAGONISTAS POR NÚMERO DE MADRID-RÍO

Celebrada la última actividad de este otoño, en Madrid Río, aprovechamos para agradeceros, una vez más, vuestro apoyo y comentarios a nuestra iniciativa. En próximas entradas, antes de que acabe el año, os incluiremos el programa de invierno, con algunas adaptaciones que la lucha por la “supervivencia”  nos obliga como corresponde a cualquier actividad de “naturaleza que se precie”.

La visita al río, fue una visita de contrastes entre el diseño arquitectónico y la capacidad de acogida a lo natural que ofrece. Una vez más, el horario de la actividad  nos ofreció una de las caras naturales de la ciudad que más nos gustan. Aquella que nos permite disfrutar del paso del día a la noche, esta vez acompañados del paso de miles de gaviotas reidoras y decenas de sombrías hacia sus dormideros al Norte de la Ciudad.

Por otro lado la noche en Madrid Río, nos llevo a los momentos de tranquilidad y calma que este nuevo Parque ofrece frente a la intensidad de uso y grandísima afluencia de público de los fines de semana en horario diurno.

Os adjuntamos una foto del posadero de gaviotas reidoras, echa el día anterior.

Naturaleza Vecina

Naturalezavecina

Vamos a aprovecharlas para hacer un breve comentario de interpretación de las foto:

En primer lugar lo que llama la atención es la presencia de una única especie y que todos los ejemplares sean adultos, pues no se observa ningún plumaje propio de inmaduros. El porqué de este tema lo desconozco pero voy a lanzar una hipótesis: quizás, al ser un lugar aparentemente muy solicitado y saturado, los adultos acaban expulsando a los jóvenes e inmaduros que intentan posarse. Confirma la querencia sobre el lugar la gran cantidad de excrementos que existen sobre el puente.

A continuación, si nos ponemos a contar, vemos que hay más de 100 ejemplares y que el espacio está completo. En los tirantes del puente, donde la perspectiva nos deja ver mejor, vemos que los ejemplares se han distribuido uniformemente, a una distancia individual entre ellos, que es la mínima para que no se produzcan agresiones. Como ya comentamos en la visita, para que entre una nueva gaviota, si el espacio esta totalmente ocupado, debe expulsar a otra.

Otro tema que nos llama la atención es el hecho de que casi todos miran al Norte. Generalmente el motivo es orientarse contra el viento para que este resbale sobre sus plumas. Por este motivo, las cigüeñas son magnificas veletas en sus nidos pues “su pico” señala el lugar de procedencia del viento, que es el que le da nombre. Viento Norte, procede del Norte.  Por el contrario, a contrapluma, el aire penetraría hasta su piel y se enfriarían mucho. Este argumento esencial se refuerza con el futuro sentido y dirección de su vuelo. La orientación es fruto también de su determinación inmediata.

Para terminar, veremos que aproximadamente un 20%  de las aves está aseándose y cuidando de su plumaje. Esta actividad forma parte importante de la actividad de las aves, de todas las formas y tamaños. Acordaros por ejemplo del tiempo que dedican los cormoranes a tomar el sol para secarse o de los sencillos gorriones y sus baños de arena.

Esperamos que la temporada de otoño os haya ayudado a encontrar nuevos rincones naturales madrileños y a fomentar vuestro espíritu de observación, del que también, nosotros hemos aprendido mucho.

Saludos de Emilio y jacobo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s